eses
Franja de decoración

Noticias

25/01/2014
"Nunca os olvidaré: ¡gracias, Chelsea!"
Juan Mata se despide del Chelsea con una emotiva carta
"Hola a tod@s, como imagináis, hoy es un día muy importante en mi vida y quiero expresar, a través de estas líneas, las emociones y recuerdos que recorren mi cabeza mientras os escribo.

Lo primero que quiero dejar claro, y lo escribo, como toda esta carta, desde mi corazón, es que nunca olvidaré el trato recibido por la afición del Chelsea desde el primer día en el club, hasta el último, en el que me encuentro ahora mismo.

Los ánimos y el cariño que, en todo momento, me habéis dado, han sido fundamentales para crecer como futbolista, disfrutar dentro y fuera del terreno de juego, pero sobre todo, para llevarme conmigo, por siempre, un sentimiento de agradecimiento que nunca olvidaré. Y que nunca podré devolver lo suficiente a través de estas palabras.

Tanto en los buenos momentos (que por fortuna han sido muchos: mi primera copa como 'blue', la FA Cup; o la inmensa felicidad de ganar títulos que el club no había conseguido antes en su historia, como la Champions League o la Europa League.

Aún recuerdo aquella noche en Munich, tan mágica y esperada por todos), como también en las situaciones más complicadas a nivel personal, sobre todo durante los últimos seis meses largos.

Cada mensaje que recibía a través de las redes sociales, cada muestra de afecto que me brindábais en la calle, y por supuesto, vuestro apoyo en el estadio, me hace sentir muy orgulloso de la afición que tiene el Chelsea y que se merece, sin duda, un equipo con jugadores de un nivel tan alto como los que hay en la plantilla.

No puedo, ni quiero olvidarme de la confianza que depositásteis en mi a la hora de elegirme como mejor jugador del equipo en cada una de las dos temporadas que he jugado de forma completa, algo que sin duda me enorgullece enormemente.

Nunca olvidaré las dos galas de entrega. En definitiva, gracias infinitas por vuestro trato hacia mí, ha sido inmejorable y espero que entendáis que, tras unos meses en los que me he visto en una situación nueva y realmente complicada a nivel personal, ahora empieza un nuevo capítulo en mi carrera para seguir disfrutando del fútbol.

Tan a gusto estaba en el club, y en la ciudad, que incluso antes del verano mi deseo era el de permanecer aquí por más tiempo, el que el club considerara necesario, y seguir ganando títulos para el Chelsea.

Pero como todos sabéis, la situación cambió para mi tras el verano y pasé de sentirme un jugador importante a vivir situaciones difíciles e incluso de impotencia al no poder ayudar al equipo día tras día como venía haciendo.

Es una situación que obviamente respeto, puesto que el fútbol es un deporte colectivo, y en una plantilla como la que hay es una tarea complicada jugar de manera regular.

En el deporte, se puede ganar o perder, pero lo más importante es dar todo lo que uno tiene. Espero que seáis conscientes de que siempre, en cada partido y en cada entrenamiento, sin excepción, lo he hecho. Siempre he intentado dar lo mejor de mí para el club.

Con ello quiero dejar claro el cariño, respeto y admiración que tengo por todos mis ex-compañeros, desde mi primer año hasta hoy.

Quiero, por supuesto, dar las gracias a los capitanes, que me han ayudado y comprendido siempre, ofreciéndose a facilitar mi acogida por el grupo en mi llegada y apoyándome en los momentos duros de esta temporada, dándome ánimos y conversación para seguir siendo positivo.

No sólo a ellos, sino a todos mis ex-compañeros les doy las gracias por estos dos años y medio y les deseo la mejor de las suertes para el futuro, a nivel profesional y personal. Obviamente, con algunos he tenido más confianza que con otros, pero lo más importante es que tras mi paso por el Chelsea me llevo grandes amigos, que lo serán por siempre, por encima de rivalidades deportivas.

Me gustaría destacar también, el trabajo diario que realizan todas las personas que está alrededor de la plantilla, desde el servicio médico, utilleros, personal que trabaja en Cobham, miembros del departamento de prensa, comunicación y marketing, equipo de Chelsea Tv, personal que trabaja en Stamford Bridge... En definitiva, a todas y cada una de las personas que hacen que este club no sea grande solo por fuera sino también por dentro, lo cual es realmente importante.

Gracias por vuestro trato y vuestro esfuerzo para que los jugadores tengan un día a día mucho más sencillo. Además, como no, gracias a todos los entrenadores con los que he compartido alegrías y tristezas durante este tiempo atrás. Han sido de gran ayuda en mi progresión como futbolista. Con sus decisiones, positivas o no hacia mí, y siempre respetadas, me han convertido también en una persona más madura y fuerte.

De todo se aprende, e incluso más en situaciones que nunca has vivido antes y te hacen pensar en compañeros que conviven con ellas habitualmente. Gracias André por haberme dado la oportunidad de venir al Chelsea, nada de esto hubiera pasado sin tu apoyo; a Robbie y Rafa por darme una confianza ilimitada; y a José por hacerme un jugador más fuerte, porque es en esos momentos complicados cuando he aprendido a seguir siendo positivo y seguir trabajando duro.

Por último, quiero agradecer al Club, y en especial a su dueño Roman Abramovich, la confianza depositada en mí a la hora de hacerse con mis servicios, y su comprensión ahora que comienza una nueva aventura en mi vida.

Estoy muy orgulloso de que durante mi tiempo en el club, consiguiéramos su sueño y el de todos nosotros, ganar la Champions League en aquella inolvidable noche en Munich.

Me alegro también, por qué no decirlo, de que mi paso por el club haya sido rentable en términos económicos. No quiero extenderme demasiado (aunque ya lo he hecho) pero quiero dejar claro que este periodo que ahora termina, ha sido importantísimo para mí, a nivel profesional y personal; y que aunque muchos de vosotr@s, como yo, pensabáis que nunca llegaría este momento, el fútbol es así y ahora me depara el comienzo de una nueva etapa.

Sinceramente, me hubiese gustado despedirme de todos vosotros en el estadio, o en una rueda de prensa, pero no ha sido posible. Estoy seguro de que en el futuro podré hacerlo, pues es lo que merecéis.

Evidentemente, hoy es un día de sentimientos contradictorios, recordando el pasado e imaginando el futuro y lo que consigo trae. Tengo la ilusión y las ganas de ser feliz y de disfrutar de lo que más me gusta, jugar al fútbol.Nunca olvidaré mi paso por el Chelsea, y el cariño que me llevo tras él. Os deseo lo mejor y os mando un abrazo fuerte a tod@s.

MUCHAS GRACIAS,
Juan

Compartir

© juanmata10.com | Aviso Legal